Región Comahue vista desde la Fundación Mediterránea: en rojo el turismo, en amarillo los hidrocarburos y en verde la fruticultura

(Por Pablo Comoli) Referentes del Instituto de Estudios sobre la Realidad Argentina y Latinoamericana (IERAL), analizaron “La situación de las economías regionales del Comahue, Cuyo, NOA y NEA”.

Image description
Image description

Ayer se realizó una “Reunión de Trabajo”, con invitación extendida hacia la prensa especializada de estas zonas, organizada por la Fundación Mediterránea fundadora del IEARAL. Este instituto cuenta con un equipo de economistas profesionales dedicados tiempo completo a la tarea de investigación.

Mariano Saritzu, joven economista responsable para la región de Río Negro y Neuquén, centralizó su exposición en tres drivers específicos: en posición rojo primero ubicó al sector del turismo (que cuenta con 900.000 plazas promedio desde 2019), luego en verde mencionó a la fruticultura (que exporta alrededor de US$ 400 millones por año), y por último, en tono amarillo, a un sector clave para Neuquén, como son los hidrocarburos.


Dijo que el sector turístico -que empata con Córdoba a nivel plazas- “tuvo suerte con el timing porque se registraron buenas temporadas de verano que finalizaron al comenzar la pandemia, y un poco eso amortiguó el impacto, aún con la gimnasia que ya adoptó el empresario de este sector que sufrió otras crisis importantes, sobre todo en la cordillera”.

“Hacia adelante vemos incertidumbre, es un sector que emplea a un número muy importante de personas -con temporada alta para el producto nieve- pero que aún no sabemos cómo va a evolucionar”.

En lo que respecta a la fruticultura mencionó que “es el sector que mejor está atravesando la pandemia”. Dio detalles de cómo “los mercados externos se han comportado con normalidad, este año se exportó un poco más que en 2019, y para el mercado interno no existieron contratiempos, rápidamente adaptaron sus protocolos y prácticamente no ha sentido lo que está pasando”.

Utilizó prácticamente toda la segunda parte de su análisis para definir algunos puntos importantes respecto al tema petróleo y gas. “Lo hago por cómo incide en la balanza comercial de la Argentina, por el flujo de inversiones y por las posibilidades que nos puede abrir a nivel internacional”, inició.

“Acá enfrentamos tres frentes que se han combinado, no solo está la pandemia sino que primero fue el excedente de producción que las productoras no podían almacenar, además de las cotizaciones negativas de meses anteriores, ese fue un primer shock”, dijo.

Y agregó que “el cambio de gobierno aún mantiene al sector expectante respecto de qué régimen regulatorio va a establecer, veníamos de cambios grandes del anterior gobierno, en términos fiscales, pero que no fueron del todo trascendentes, y la pandemia lo que ha generado es una caída en la demanda, traducido también en los retiros voluntarios que las empresas hoy están ofreciendo”.

¿Qué está pasando en Vaca Muerta?

Neuquén recuperó el nivel de producción de gas natural que tenía, produce el 55% de todo el país (70% no convencional). Dejó en claro cómo los no convencionales rápidamente superaron al método convencional, que “está cayendo drásticamente”. Y en petróleo superó a Chubut con el 31% de producción de todo el país, también por los no convencionales que alcanzan un 72% de ese porcentual.

Tecpetrol es un ejemplo de cómo crecieron los no convencionales, de cero pasó a producir el 10% del gas de toda la Argentina, es algo impresionante, pero con costos grandes en sus inicios ya que acá tuvieron que aprender a extraerlo”, ejemplificó.

Hacia adelante podemos ver dos posibles escenarios, vamos a ver que el aumento en la producción de gas que venía en un 27% ahora cayó un 22%, y sigue cayendo un 14%, “si esto sigue así el año que viene vamos a tener que importar GNL, pero la solución está en las inversiones y en las decisiones del gobierno, porque acabarían rápidamente con estas dudas”.

“La discusión más importante que tenemos entre las regiones de cómo debe explotarse el recurso tiene que ver en cómo se subsidia, porque en la sociedad cualquier variación en los servicios públicos afecta el humor social, lo más razonable sería terminar con los subsidios a la producción y subsidiar la parte de la demanda que se desee”, explicó.

“Con un libre mercado se pueden generar buenas condiciones de competencia interna entre las empresas y podrían ingresar mayores interesados, esto no es un deseo, ya se ha visto muy claro en los últimos años”, como primera conclusión.


Y agregó que “en estos momentos que se habla de empresas testigo, nuestro país tiene YPF, que es la empresa que más información de costos de producción y de beneficio tiene que cualquier otra, y está en todas las partes de la cadena productiva”. También le dio importancia a la “seguridad jurídica y a la confianza” para las inversiones y para el desarrollo masivo. “Debe avanzar un marco consensuado entre gobierno y oposición”, subrayó.

En el final dijo que “Vaca Muerta puede morir, pero resucitar rápido, esa es la buena noticia. Y para ello dejó un ejemplo, “los pozos no convencionales tienen un máximo de productividad a los tres o cuatro meses, después va declinando, y en cinco años ya se puede extraer el 50% de lo que va a producir el pozo, teniendo otros 20 años para sacar el restante”.

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: