Mariela Gioja: “Si vos capitalizas la experiencia, es el potencial más grande que tenés”

(Por Pablo Comoli) Es la presentación de nuestra entrevistada, una destacada en su sector, la organización de eventos sociales y corporativos que lidera el mercado local.

Image description
Image description
Image description
Image description
Image description
Image description
Image description
Image description

Ella se consolida como una mujer empresaria, sabe que su futuro lo forjó con un análisis tan puntual como el “timing” que lleva adelante en cada tarea, en cada nuevo desafío.

Sus estudios tienen que ver con su profesión actual, es Licenciada en Turismo de la Universidad Nacional del Comahue, tiene orientación en administración de empresas y entes turísticos, y a lo largo de ésta entrevista nuestro lector notará que sus pasos marcados con intensidad son tan similares como los sueños de quienes quieren contratarla.

Cuando empezó allá por el 2001, si bien ahora hay carreras que son más especializadas (desde hace 10 años a la fecha), no existía una formación específica, eso la llevó a tener que recurrir al material que le llegada de países como España y los EE.UU. “Empecé realizando cursos online, a leer bastante sobre el mundo de la organización de eventos, wedding planner, etc”, empieza por desandar el camino de su comienzo.

Pero fue al principio una tarea extra a su actividad laboral cotidiana, le resultaba placentero tener que participar de un evento una vez al año o bien cada cuatro meses. Entonces su paso por el área de prensa del BPN le imprimió, en aquella sucesión de actividades institucionales, un punto de inflexión que transformó de alguna manera su carrera profesional. “Tiene un adrenalina que me encanta”, primera definición.

La consecuencia de esa nueva faceta en su vida, ahora todo pasaba por agenda, logística de viajes y organización de conferencias de prensa para el gobierno de Neuquén, empezó con comprometerla aún más por una especialidad que ya la requería para su trabajo “de todos los días”.

Una amiga suya fue quien empezó a notar su alto grado de compromiso, responsabilidad e interés de progreso en cada conversación  de trabajo que mantenían –su amiga ya trabajaba en la división eventos-, lo que la llevó a tener que acrecentar su participación ya no más como una ayuda esporádica sino a partir de lo mencionado, mayor presencia antes y durante “el día de”.

Si bien “lo social”, fueron por aquellos tiempos casamientos para parejas conocidas de su entorno de amistad, a Gioja la impulsó verdaderamente una energía positiva, sintió en ella esas ganas de crecer profundamente y así fue madurando dedicarse por completo a la organización de eventos.

Su primer trabajo importante tuvo ribetes internacionales, ya que una pareja con uno de los involucrados que vivía en Italia, la eligió. “Tuve que estar conectada en forma online con la clienta durante un tiempo importante, porque su idea era estar tres días en Neuquén para probarse el vestido, visitar al sacerdote, degustar el catering, ajustar otros detalles y finalmente casarse”, nos cuenta como una de sus experiencias que sin dudas la marcó y por eso recrea este momento en la nota.

Como empezar por desarrollar el proceso del evento no solo conlleva una primera charla informal con él o los clientes, que a medida que se involucran ambas partes en esa conversación, el momento adquiere forma de interés real. “Hay una intención que voy descubriendo a medida que hablo con ellos, estoy imaginando alternativas pero primero debo dejar que sean ellos mismos quienes sueñen su fiesta”, define en lo que respecta a eventos sociales.

Hay acompañamientos desde la empresa que sinceran en un porcentaje mayor las responsabilidades de lo contratado, pero de todas maneras “como Neuquén ha mejorado y mucho en cuanto a la calidad de los proveedores que tienen que ver con los eventos, es por eso que ahora se puede dejar en buenas manos algunos detalles, no todos, porque eso es responsabilidad nuestra”.

Si bien la tendencia propuesta en cada año por Bárbara Diez (líder a nivel nacional) que de alguna manera indica qué camino puede llegar a ser el mejor para organizar eventos sociales y corporativos, parte de sus buenas ideas nacen trabajando continuamente con “elementos locales” y más allá de tener que asistir a ciertas capacitaciones para estar actualizada con su profesión, “acá en la zona hay cada vez mejores profesionales que se distinguen y nos sorprenden en cada performance que les pedimos”, explica.

El perfeccionamiento buscado para este sector de eventos sociales y corporativos todavía no tiene una agenda anual marcada que se destaque y proponga distintas fechas para generar una asistencia, en cambio cuando se habla de mejorar aspectos en la organización de Congresos, Convenciones y Protocolo, allí si las opciones tienen mejor “cartel”.

La opinión, la mirada de todos, entiende Gioja que contrarresta el poder acomodar ciertos detalles a futuro, evaluar no solo su tarea sino todo lo que concierne a las proveedores que han aportado al mismo evento. Dividir y recordar nuevamente las responsabilidades que se han convenido es para ella una forma de acrecentar su valuación como organizadora de eventos. “Yo hago todas mis evaluaciones los lunes, primero con mi equipo, de todos modos si el domingo no recibo un mensaje de mis clientes comienzo a preocuparme, de todas maneras y prácticamente por mis años en esto, cuando me voy del evento tengo una idea bastante acertada de lo que voy a chequear ese mismo lunes” analiza nuestra entrevistada.

Y agrega que “tengo una encuesta de satisfacción que envío a mis clientes también ese lunes, yo les pido que la hagan extensiva a sus directivos, empleados, amigos más cercanos para tener que poder entender si mi evaluación se refleja con la devolución que me hacen”.

El espacio de tiempo para el cliente es un lapso muy corto, “no hay vuelta atrás, de modo que en esas ocho o cuatro horas, tenemos que solucionar todos los imprevistos y no transmitir ninguna imperfección al cliente”. Entiende que “todos los eventos son distintos y todos deberían ser únicos, ese es nuestro objetivo primordial, si es un evento corporativo debe ser una herramienta de comunicación ahora si es un evento social debe transmitir la personalidad de quienes están siendo agasajados”.

Trabajó para YPF, Total, Grupo Sapac, Tecpetrol, Tuboscope, Schlumberger, en la organización de los eventos empresariales conocidos como “Día de la Familia” y la “Fiesta Anual”. Además de estas grandes empresas, la contratan con un año de antelación, realmente su calendario no es igual al de todos nosotros.

Ella supervisa en la cocina algún paso de los platos o bien de las propuestas gastronómicas para ese evento en cuestión, tal vez acompaña a cierta quinceañera a probarse una vez más el vestido para tranquilizarla a minutos de comenzar, atiende decenas de llamados en ese día, viaja eventualmente a la Capital Federal si hasta allí llegó su contratación, saluda protocolarmente a los agregados culturales que tiene una embajada como agasajados en su labor, siempre en ella existe el “timing” perfecto, lleva consigo un plan A, uno B y otro C (como pocas, creemos).

El tiempo hizo que progresara tanto hacia dentro de su empresa, que fuertemente consolidada por el transcurrir de cada evento, de cada sábado, acierta, aporte que es propia de su creatividad por encima de lo estético, eso también es un punto clave, un factor significativo que define su contratación.

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: