Berlina se afianza como la cerveza artesanal “federal” con proyecciones al mundo (en el CC Distrito de Gral Roca ya la disfrutan)  

(Por Pablo Comoli) Su mirada sigue intensa en la consolidación nacional, sin descansar en posibles nuevos horizontes fuera de la geografía conocida, priorizando siempre el espíritu de su “birra”.

Image description
Hermanos Ferrari de Cerveza Berlina.
Image description
Bruno Ferrari.
Image description
Guido Ferrari.
Image description
Franco Ferrari.

Mantienen aquellas primeras ilusiones (comenzaron en 2004) orientadas a lo “federal”, “siempre quisimos ser una cerveza de la patria”, dice Bruno Ferrari, el maestro cervecero de Berlina, ubicada en el jardín patagónico de Bariloche. Y aunque ellos “guardan” algo así como un 80% de su producción para la distribución nacional, hay una importante cantidad que viaja a nuevos destinos.

Si bien los límites locales ya se han sobrepasado, hablando en cuanto a la aldea de montaña que simboliza a esta ciudad rionegrina, hoy la cerveza Berlina llega a los bares de Canadá, Italia y Uruguay. “No queremos cerrar las fronteras, nuestra idea es empezar a caminar más por Latinoamérica, el límite es todo el planeta tierra”, agrega Bruno.

Su reconocido estilo “craft” en la elaboración mantiene su espíritu de nuevas sensaciones, nuevos estilos y/o combinaciones, la “mano” de Dios sobre los campos –dice él-, el agua repleta de purezas, el aporte de la maquinaria, “aunque la mano del hombre siempre será trascendental para hacer birra, creemos en la mejora continua”, revela, como la principal diferencia con las industriales, “no se busca una estandarización para llegar a un precio, sino que siempre se puede mejorar una receta”, define.

Empezaron con una olla de 250 litros, luego pasaron a una de 1.500 y hoy en su “brewhouse” tienen 4 ollas de 3.600 litros que elaboran cerveza en paralelo, si bien hay un horizonte respecto a puntualizar la producción en un “numero” de litros por mes, esa cifra que ronda en la cabeza de los hermanos Ferrari se acerca a los 400 mil litros por mes, realmente un significativo tope de elaboración.

Involucrarse en el sector, para Berlina tiene que ver con llevar a otros destinos el “espíritu líquido” que bien saben hacer, hay un respeto visible de esta empresa rionegrina para con sus colegas de otras provincias, ellos piensan que todavía se pueden “amalgamar y compartir” los conocimientos pero siempre apostando a “quienes laburan de esto”, así es que incluso han tenido colaboraciones con la marca de whisky Jameson.

Respecto a los “locales”, como les gusta mencionarlos a ellos, la política –aunque el termino pareciera raro citarlo acá- sobre las presencias y/o puntos de venta, o barras, o bien puntos de expendio, Bruno afirma que “cada nuevo espacio tiene una impronta propia y desde Berlina lo que hacemos en respetar la identidad de esos lugares, manteniendo nuestro espíritu”.

El desembarco en el Alto Valle en el CC Distrito se debe a esas ganas de “aportarle a un centro cultural la esencia que distingue a Berlina”, su llegada a la ciudad de General Roca corresponde al interés también de compartir en la expresión propia de cada lugar o nuevo destino, “además de estar con varios locales en el país, siempre apostamos a vincularnos con alguien local, que resida y viva en el lugar donde estará el local, porque sin dudas entenderá mejor nuestra idea de que la Patria vuelva a tomar buena birra”, analiza Bruno.

Hoy Berlina está transitando una marcada etapa de expansión, pero en ese camino la consolidación también deja “entrever” que como empresa familiar siguen aprendiendo “sobre la marcha”, estuvieron cerca de 10 años mejorando –trabajando incesantemente en Bariloche- sus productos para luego salir a mostrarse al país primero y, luego a las distribuciones en el extranjero. “A eso le llamamos tener la seguridad de que tu producto es noble, que fue creciendo despacio, conscientes de saber que al enviar nuestros estilos de cerveza estamos enviando nuestra alma, saber lo que enviamos”, nos cuenta este brewmaster que vivió y se perfeccionó en Alemania.

Al estar fuertemente vinculados con el “mundo cervecero” cada dos años viajan a los Estados Unidos para participar del Mundial de Cerveza Artesanal, la competencia quizás con más renombre de todas, “donde estén los buenos jueces, vamos, respetamos sus devoluciones y por eso participamos, estamos abiertos a compartir experiencias propias”. Para Bruno Ferrari “somos más que tres hermanos”, este “triunvirato”, menciona, “decide siempre por democracia”.

Él está a cargo del sector de producción, Guido está sobre las cuestiones comerciales y Franco, como hermano mayor, “merodea” todos los sectores, porque por momentos “está muy cerca de la producción, pero también debe atender los recursos humanos y organizar la logística de esta empresa familiar”.

Nombre Comercial de la Empresa:
Cerveza Berlina
¿Conforma parte de un grupo de empresas?
No 
Año de Fundación:
2004
Generación que conduce la empresa:
Primera
Miembros de la familia que integran la dirección de la empresa
Guido Ferrari - Gerente General
Bruno Ferrari - Maestro Cervecero
Franco Ferrari - Gerente de Producción y Recursos Humanos
¿Es una empresa BtoB - BtoC - Ambas?
BtoC
Rango de empleados directos:
Menos de 50
¿La empresa tiene sucursales o filiales? Propias o Franquiciadas/Tercerizadas
5 bares propios y 9 franquicias
¿La empresa tiene un protocolo familiar que la rige y regula?
No

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: